LA RESERVA DE CAPITALIZACIÓN.

LA RESERVA DE CAPITALIZACIÓN.

Reserva de capitalización, (Art 25 ley 27/2014 ley impuesto de sociedades), establece una rebaja fiscal para aquellas empresas que no repartan la totalidad de sus beneficios.

Finalidad de la reserva de capitalización: Mejorar la capacidad financiera  de las empresas, creando reservas indisponibles (durante 5 años), contribuyendo a mejorar la  autofinanciación de la sociedades.

Quién la puede aplicar: Aquellas entidades que tributen al tipo general 25% o al tipo especial del 30%

Reducción: De la base imponible 10% del incremento de los fondos propios

Requisitos:

  1. incremento de los fondos propios se mantenga durante un plazo de 5 años, salvo por la existencia de pérdidas contables.
  2. Se dote la reserva en el balance totalmente separada e identificada.
  3. Será indisponible durante 5 años.

Límite de la reducción: el 10% de la base imponible previa.

BASE IMPONIBLE PREVIA= RESULTADO CONTABLE +- AJUSTES EXTRACONTABLES.

El exceso podrá ser objeto de aplicación en los 2 periodos posteriores.

Base de la deducción: El incremento de fondos propios vendrá determinado por la diferencia positiva entre los fondos propios existentes al cierre del ejercicio sin incluir los resultados del mismo, y los fondos propios existentes al inicio del mismo, sin incluir los resultados del ejercicio anterior. Sin tener en cuenta el incremento de los fondos propios como consecuencia de aportaciones de socios, RIC, Reserva legal, estatutarias…

En resumen la reserva de capitalización busca incrementar la capacidad de autofinanciación de la empresa.

El importe que podrá reducir la base imponible será el 10% del  incremento de los fondos propios,  que podrá coincidir con las reservas voluntarias.